Aprender a montar en bicicleta es uno de los recuerdos que nos acompañará durante el resto de nuestra vida. Ese primer momento en el que te das cuenta de que puedes controlar el equilibrio a dos ruedas y la adrenalina que sentimos hace que se convierta en una experiencia inolvidable.

Hoy en Bike Support queremos contaros por qué es importante que los niños y niñas aprendan a montar en bici.

Por un lado, montar en bicicleta es de lo más beneficioso para nuestra salud. Es un ejercicio de bajo impacto y muy saludable. Permite aumentar la frecuencia cardiaca y ayuda a que los peques comiencen a desarrollar su resistencia física, obteniendo resultados muchos mayores con el ciclismo que con otros deportes.

Además, es un deporte tolerante con todos los tipos de cuerpos. Por consiguiente, si tu hijo o hija sufre obesidad infantil, regalarle una bicicleta puede ser de lo más productivo.

En segundo lugar, la bicicleta es un medio de transporte que les permitirá desarrollar poco a poco su independencia. Asimismo, es un medio económico y respeta el medio ambiente. Enseñar este tipo de valores en una edad temprana puede resultar de lo más enriquecedor para su relación con la naturaleza.

Call Now Button