El pasado 6 de julio dio comienzo el Tour de Francia 2019, la primera carrera de bicis en el mundo que se celebraba por etapas. Una carrera que cumple más de 100 años y que desde Bike Support vamos a desglosar su historia para saber cómo fue. 

El primer Tour de Francia se puso en marcha en el año 1903 y solo se suspendió durante la las dos Guerras Mundiales. La primera edición constó de 6 etapas y participaron 60 ciclistas. En estos años, todo aquel que participaba en la carrera era considerado un héroe, y no solo por los 400 km que se realizaban en cada etapa, más bien, el hecho heroico era subirse a una bici de las características del momento: cuadros de hierro, chichoneras de cuero, ruedas de madera, sin mecánicos ni asistencia… El héroe de todos los héroes de este primer tour de Francia fue Maurice Garin. 

Desde este momento, Alemania, Bélgica, Italia y España, fueron creando sus propias competiciones; el Tour de Alemania, el Tour de Bélgica, Giro de Italia y la Vuelta a España, respectivamente, que se consolidaron después de la Guerra Mundial.

El inicio de esta competición centenaria no fue nada fácil, las trampas, los escándalos y los sabotajes estaban al orden del día durante los primeros años. Participantes que cogían trenes para acortar los tiempos, poblaciones que ponían clavos en la carretera para evitar el paso de los ciclistas…y a pesar de ello, los participantes iban creciendo.

Desde entonces, hasta el momento, nombres como el de Bartali y Coppi, Bahamontes, LeMond, Indurain o Contador, entre otros, han dejado su huella en esta y otras competiciones sobre sus bicicletas.  

Call Now Button